26 de octubre de 2012

UNPOLF INFORMA

 25 MEDIDAS NECESARIAS PARA EL DESARROLLO DEL CUERPO Y LA MEJOR PRESTACIÓN DEL SERVICIO PÚBLICO

18ª. VEHÍCULOS OFICIALES 
COMUNIDAD DE MADRID 

CUERPO DE 
AGENTES FORESTALES






LA NECESIDAD

La primera función establecida para el Cuerpo de Agentes Forestales es:

Policía, custodia y vigilancia para el cumplimiento de la normativa legal aplicable en la Comunidad de Madrid, relativa a materia forestal, flora, fauna, caza, pesca, incendios forestales, ecosistemas, aguas continentales, vías pecuarias, espacios naturales protegidos, geomorfología, paisaje y al correcto uso de los recursos naturales y de todo aquello que afecte al medio ambiente natural.

1.      Un Cuerpo policial necesariamente debe utilizar un vehículo policial. Con identificación evidente y rápida de lo que es y representa, con medios que posibiliten el desarrollo de las funciones encomendadas. Con la tecnología adecuada. En resumen, repitiendo, un vehículo policial.

2.      Allá donde desarrollan los Agentes Forestales su trabajo, necesariamente deben disponer de un vehículo con las condiciones y prestaciones técnicas adecuadas. Conforme a las específicas condiciones y a una adecuada seguridad y salud laboral. El monte no permite utilitarios.

3.      Los vehículos que prestan servicio en el Cuerpo de Agentes Forestales forman parte de la imagen institucional de la Comunidad de Madrid.

4.      Los vehículos usados por el Cuerpo de Agentes Forestales son un medio necesario y muy importante de trabajo y representación institucional, pero nada más. Es sorprendente y penoso el ataque constante y brutal que reciben de otros colectivos policiales por su mal entendido corporativismo.

EL USO



1.      El principio de economía no debe ni puede chocar con el principio de seguridad medioambiental. La Comunidad de Madrid debe proponer toda su eficacia en conseguir la mayor eficiencia. Habrá una flota de vehículos suficiente para el correcto desarrollo de las funciones encomendadas al Cuerpo de Agentes Forestales.

2.      Los vehículos son propiedad de la Comunidad de Madrid. En ningún caso serán de uso privativo de algún Agente Forestal, ni siquiera de los mandos de Jefatura.

3.      Los vehículos serán asignados al común de los Agentes. No se reconocerán derechos individuales de uso profesional.

4.      El buen uso y limpieza de los vehículos corresponde al Cuerpo de Agentes Forestales con una responsabilidad compartida y funcionalmente diferente desde la Jefatura del Cuerpo hasta el último Agente Forestal. La higiene es fundamental en el uso de vehículos.

5.      El vehículo es un medio utilizado exclusivamente por los Agentes y, en su caso, medio de transporte excepcional para servicios determinados de emergencia. No es un medio de paseo institucionalizado o de transporte ciudadano.

6.      La Comunidad de Madrid facilitará y proveerá adecuadamente el mantenimiento de los vehículos a través de conciertos rápidos y eficaces.