22 de junio de 2012

UNPOLF INFORMA


25 MEDIDAS NECESARIAS PARA EL DESARROLLO DEL CUERPO Y LA MEJOR PRESTACIÓN DEL SERVICIO PÚBLICO

2ª.  JEFE DEL CUERPO


A día de hoy la Jefatura del Cuerpo de Agentes Forestales de la Comunidad de Madrid dispone de cinco puestos de responsabilidad en la gestión y dirección del Cuerpo. De ellos, únicamente cuatro están ocupados.
No hay Jefe del Cuerpo. El cargo está ocupado interinamente por el actual Jefe del Área de Logística.
Un Cuerpo policial con 230 miembros, con potestades jurídicas específicas, dispersos a lo largo del territorio de la Comunidad de Madrid, con un rango jerárquico necesario, no puede estar gestionado únicamente por cuatro personas.
La práctica totalidad de la gestión operativa del Cuerpo queda a responsabilidad de una única persona y esta situación hace imposible el desarrollo de cualquier función, cualquier operativo, cualquier disposición colectiva.
No existe una formación ordenada, específica que esté encaminada a cubrir los vacíos de conocimiento de los miembros del Cuerpo. La Jefatura no ha sido capaz de imprimir nada nuevo en los últimos cinco años a un colectivo tan necesitado en formación. La línea formativa más floja, vacía, es precisamente aquella que contempla las funciones propias del Cuerpo. No se utilizan los medios que la propia Comunidad de Madrid mantiene, entiéndase la Academia de Policía.
El vacío en lo que respecta a las Áreas de Logística y Actuaciones Normativas es total. Desde EPIs caducados, pasando por oficinas comarcales sin luz, llegando a la nada en lo referente a Normativa. La situación, de tan penosa, da lugar al chiste como recurso defensivo del Agente cuando requeriría una protesta única, valiente y sonora.
No existe Jefe del Cuerpo y esto ya implica claramente el escaso grado de interés de esta Administración hacia el Cuerpo de Agentes Forestales. Una Dirección donde el Cuerpo de Agentes Forestales es máximo protagonista no puede dejar pasar los días sin más. Ni siquiera la peregrina idea del ahorro de un sueldo es válida, es tal vez, vergonzosa en este caso.
El Cuerpo de Agentes Forestales de la Comunidad de Madrid necesita urgentemente el nombramiento de un Jefe del Cuerpo que impulse al colectivo. Que sepa y quiera saber lo que somos, que conozca nuestras funciones y las ponga en funcionamiento, que reconozca nuestras potestades y las defienda, que sea uno más y el primero de todos.